Todo lo que sucede en internet en 60 segundos en 2019

Cómo ha cambiado la actividad en internet en 60 segundos del 2018 al 2019

Para conocer cómo ha cambiado el consumo de redes sociales y plataformas digitales a lo largo del último año, analizamos los datos de esta interesante infografía que resume qué ocurre en 1 minuto en internet.

Una de las mejores maneras de hacer balance de la evolución de internet en el último año es a través de la infografía que recopila todo lo que sucede en un minuto en el mundo digital y que incluye interesantes datos sobre redes sociales y plataformas online.

Comparando los datos de 2018 con los de 2019, observamos algunos curiosos cambios. En primer lugar, llama la atención que, a pesar de toda la controversia generada en torno a Facebook y sus problemas de reputación, la red social registra un mayor número de logins. Si el pasado año se quedaba por debajo del millón, este año lo alcanza.

También crecen las búsquedas en Google, que pasan de 3,7 millones el pasado año a 3,8 millones en 60 segundos este 2019. También crece el comercio online que registra un gasto de 996.956 dólares cada minuto, casi 100.000 dólares más que en 2018.

Pero lo que quizá es más llamativo es el crecimiento imparable del consumo de contenidos en Netflix. Mientras en 2018 se visualizaban 266.000 horas por minuto, en 2019 esa cifra aumenta hasta las 694.444 horas.

Otro gran salto lo encontramos en Instagram que continúa su trayectoria ascendente. En un minuto en 2018 se registraban 174.000 scrollings mientras que en 2019 se detectan 347.222.
La cara B la encontramos en Snapchat que pierde 300.000 snaps por minuto.

Fuente : MarketingDirecto.com

¿Tiemblan Amazon y Alibaba?: Instagram lanza su eCommerce

La red social anunció que comenzará a ofrecer la posibilidad de comprar productos que sean ofrecidos a través de fotos y videos

Era cuestión de tiempo hasta que Instagram sumará su propia plataforma de eCommerce. El aspecto visual de la red social siempre fue un terreno fértil para la comercialización de productos y eso finalmente se concretará en su próxima actualización.

A partir de ahora, cuando los usuarios vean la foto o el video de un producto que sea de su interés podrán comprarlo sin salir de la app. Se podrá elegir talle, color o tamaño y luego se pedirá el ingreso de los datos de pago, facturación y envío, como en cualquier otra plataforma de comercio electrónico.

Según indicó la red social, solo habrá que introducir estos datos la primera vez que se haga una compra, ya que los guardará “de forma segura” para que no haya que ingresarlos nuevamente en compras futuras.

Hasta ahora, esta función se encuentra en un modo de beta cerrada para ciertas marcas, sobre todo de ropa y cosméticos, entre las que se encuentran Adidas, H&M y Zara.

Se trata, sin dudas, de un proyecto con muchísimo potencial para la red social que es propiedad de Facebook.

Según indicaron este martes medios estadounidenses, Instagram se llevará un porcentaje de cada compra; incluso, una ejecutiva de la compañía confirmó que cualquier información recopilada como parte de la transacción podría incluirse en el negocio de publicidad de Facebook.

Fuente: IproUP

Quiénes son la dos mujeres que amenazan el negocio de Mark Zuckerberg en Europa

Son Helen Dixon, la Comisaria de Protección de Datos de Irlanda, y Margrethe Vestager, la Comisaria Europea de Competencia. Sus antecedentes y los motivos para que el CEO de Facebook deba temerles

facebook-asd-mark-zuckerberg-datos
En pocos días las empresas de Mark Zuckerberg encontrarán nuevos problemas en Europa, apenas entre el vigencia el Reglamento de Protección de Datos. (Reuters)

Mark Zuckerberg aceptó aparecer ante el Parlamento Europeo como parte de su gira internacional de disculpas —como bautizó la prensa en los Estados Unidos— por el abuso de los datos de 87 millones de usuarios de Facebook. Pero no todo el mundo en la Unión Europea lo espera con los brazos abiertos en la penúltima semana de mayo.

Acaso sí en Bruselas, donde el presidente de los eurodiputados, Antonio Tajani, anunció la visita. Y también en París, donde lo recibirá el presidente francés Emmanuel Macron. En cambio, no lo esperan en Londres, donde los parlamentarios británicos se sintieron desairados, según The Guardian, porque rechazó sus citas ya tres veces. Y mucho menos en Dublín.

Allí Helen Dixon, la Comisaria de Protección de Datos de Irlanda, se prepara para multar a Facebook por las violaciones a la privacidad, en el momento en que entra en efecto el Reglamento General de Protección de Datos (GRDP) de la Unión Europea (UE).

facebook-asd-escandalo-muier-helen-dixon-comisaria
Helen Dixon, la Comisaria de Protección de datos irlandesa (Sean and Yvette/The Washington Post)

Ella es una de las dos mujeres que inquietan a Zuckerberg, no por amor sino por dinero. Dixon sigue los pasos de la primera, quizá no muy conocida en el mundo pero en su país, Dinamarca, ha llegado a inspirar una serie de televisión, Borgen. Margrethe Vestager, la Comisaria Europea de Competencia, ha dedicado los últimos cuatro años a investigar a las empresas de Silicon Valley y ha multado, con gran escándalo internacional, a Facebook, Google y Qualcomm, entre otras.

El caso más famoso fue el de Apple. En enero de 2016 se reunió con Tim Cook para discutir los arreglos impositivos de la empresa, que no se ajustaban a las leyes de la UE. Cook llegó a gritar. Siete meses más tarde, Vestager decidió que “los beneficios fiscales de Apple en Irlanda son ilegales” y que debía un total de 13.000 millones de euros (USD 15,350 millones).

Dixon, quien trabajó 10 años en compañías tecnológicas, está ansiosa por probar los poderes que le otorga el GDPR, según The New York Times. “Se nos viene encima una ola que tenemos que rechazar”, dijo al medio. Y desde el 25 de mayo, cuando entre en vigencia el reglamento, podría hacerlo con multas de hasta el 4% de los ingresos totales de las empresas, unos USD 1.600 millones en el caso de Facebook.

facebook-asd-escandalo-comisaria-margrethe-vestager-mujer
Margrethe Vestager, la Comisaria Europeade Competencia, ya ha causado temor, irritación y desembolsos millonarios a las grandes tecnológicas. (Johannes Jansson/norden.org)

Por sus beneficios a la inversión, Irlanda fue ganando un papel central en el mundo de los datos: se convirtió en la sede europea de compañías como Airbnb, Google, Twitter, Microsoft, Apple y, por supuesto, Facebook. Y si esas empresas no cumplen con la ley, dijo Dixon a The New York Times, “sufrirán las consecuencias”.

El único problema que enfrenta esta graduada en ciencias informáticas, que ajustada a su papel cuida mucho su privacidad (encripta sus comunicaciones personales, no tiene cuentas en Facebook o Instagram y ni siquiera revela su edad) es el presupuesto módico de su oficina: 7,5 millones de euros (USD 9 millones), “aproximadamente la ganancia que generan en 10 minutos las empresas que supervisa”, según el periódico.

Sin embargo, desde que asumió en 2014 ha obtenido más recursos —más personal, pues comenzó con 30 colaboradores, tiene 140 y aspira a 200; más fondos; nuevas instalaciones— y sigue presionando al gobierno irlandés con un argumento sencillo: “¿Seriamente queremos arriesgar nuestros derechos fundamentales y nuestras libertades en esta área?”.

facebook-parlamento-ue-asd-
Mark Zuckerberg se presentará ante el Parlamento Europeo, pero será en privado. (Reuters)

Vestager cree que no, y ha llegado a multar a Facebook por brindar “información equivocada o engañosa cuando compró WhatsApp”, por ejemplo. Y aunque sus investigaciones son muy anteriores a las operaciones de agentes rusos en la red social y el escándalo de Cambridge Analytica, dijo a The Washington Post que esos episodios “cambiaron mucho el contexto”.

Agregó: “Así como los datos a gran escala tienen un costado maravilloso en diferentes formas y medios, también tienen un lado oscuro. Y creo que se ha hecho mucho más obvio”.

Más allá del impacto en la democracia, Vestager se preocupa como consumidora. Investiga el modo en que el valor de los datos se va a las nubes: por qué, por ejemplo, Facebook ganó en los primeros tres meses de 2018, 50% más en publicidad (USD 11.800 millones) que durante el mismo período de un año antes. Para ella hay que revisar si esta acumulación vasta de datos se hace destrozando a la competencia libre y controlando a los usuarios.

facebook-alemania-dominante-asd-abuso-investigacion
Facebook está bajo investigación también en Alemania, por abuso de posición dominante. (AP)

“Seguimos con interés lo que hacen los alemanes en el espacio de la aplicación de la ley de competencia y la privacidad”, dijo al periódico de Washington DC. Aludía a la Bundeskartellamt, la autoridad alemana que vigila la competencia y los derechos de los consumidores, que investiga si Facebook abusó de su posición dominante para obligar a los usuarios a aceptar sus términos y condiciones, y luego entregó sus datos a los anunciantes. “Estos asuntos no están claros, al menos no todavía”, dijo Vestager.

Dio como ejemplo su experiencia en las plataformas de Zuckerberg. Ella muestra sus pelo al natural. “Y, sin embargo, recibo muchas publicidades sobre cómo tapar las canas. Obviamente no saben que las llevo con orgullo”, ironizó.

Fuente: Infobae

Twitter le vendió datos al mismo investigador de Cambridge Analytica que se los robó a Facebook

twitter-robo-Cambridge-Analytica-facebook
Twitter le vendió datos al mismo investigador de Cambridge Analytica que se los robó a Facebook

Twitter entra de lleno en el escándalo de Cambridge Analytica. Tal y como ha confirmado la propia red social, en 2015 la empresa del investigador Aleksandr Kogan pagó por acceder a una gran cantidad de datos públicos de los usuarios. Se trata del mismo Kogan que obtuvo de manera ilegal datos de millones de usuarios de Facebook y que creó una herramienta para que Cambridge Analyticapudiera usarlos para perfilar a los usuarios psicológicamente y por orientación

GSR, que es como se llama la empresa de Kogan, pagó en 2015 para acceder durante un día a meses de publicaciones en Twitter. Durante ese día, obtuvieron una “muestra aleatorioa” de millones de publicaciones realizadas entre diciembre de 2014 y abril del 2015, y todo de espaldas a unos usuarios a los que nunca se notificó.

Para intentar calmar a los usuarios, desde Twitter se han dado prisa en comunicar que ni Kogan ni GSR accedieron a datos privados de los usuarios, ni a ningún otro que les pudiera identificar. Sólo accedieron a los tuits, que es información que los usuarios deciden publicar de forma pública en la red social.

El propio investigador también se ha defendido diciendo que los datos obtenidos sólo los utilizaron para crear “informes de marcas” y “herramientas de extensión de encuestas”, y que en ningún momento violó las políticas de Twitter. Sin embargo, dado que se trata de la persona detrás de obtener los datos de Facebook para Cambride Analytica existe cierta preocupación porque haya utilizado esta información para más de lo que ha dicho, o que los haya cruzado con los de Facebook.

Sea como fuere, a raíz de los escándalos surgidos con Facebook, Twitter ha anunciado que ya eliminó tanto a Cambridge Analytica como a otras empresas asociadas como anunciantes, pero no ha dado demasiados detalles sobre nada de lo que ha pasado.

Twitter gana mucho dinero vendiendo tus tuits

Aunque la gran mayoría de tuits son públicos en la red social, Twitter suele cobrarle a las empresas y organizaciones que quieran recopilar datos en masa. Estos datos son muy útiles en la época del Big Data, ya que permite que las empresas puedan utilizarlos para muchas tareas relacionadas, desde sondear la opinión pública hasta medir la receptividad ante ciertas ideas o productos.

Por lo tanto, no es una práctica poco común, y de hecho Twitter obtiene muchos beneficios de esta venta de datos. Según han publicado varios mediosel 13% de los ingresos de la red social provienen de la venta de datos, por lo que no es algo que parezca que vayan a dejar de hacer a corto plazo.

FuenteXataka

Facebook realmente te está espiando, pero no a través del micrófono de tu teléfono

La cuestionada forma en que la red social utiliza la información de los usuarios para vender publicidad, que con frecuencia agobia los muros de los individuos, es más compleja. Pero se puede contrarrestar con medidas prácticas, según WSJ.

(Video: The Wall Street Journal)

La buena noticia es que la teoría conspirativa según la cual Facebook e Instagram espían a los usuarios mediante los micrófonos de sus teléfonos es falsa. La periodista Joanna Stern, especialista en tecnología de uso personal de The Wall Street Journal (WSJ), lo comprobó con la cita de varios expertos.

La mala noticia es que las aplicaciones de Mark Zuckerberg tienen hoy tal excelencia para registrar lo que sus usuarios hacen online y offline que, en la práctica, en efecto los espían con el fin de ajustar la publicidad que les ofrecen, es decir, de ofrecerles a los anunciantes un producto —la gente que tiene cuentas en esas plataformas— cada vez más exacto para sus avisos.

“La publicidad es un básico importante de la libertad en internet, pero las empresas que compran y venden avisos se están convirtiendo en acosadores”, escribió Stern. “Necesitamos comprender lo que hacen, y qué podemos —o no— hacer para limitarlos”.

wsj-asd-perdiodista-facebook
Joanna Stern es periodista especializada en tecnologías de uso personal de WSJ

Como muestra en el video, una simple compra en un establecimiento físico puede recorrer el camino hasta el almacén de datos para correlacionar con Facebook. Basta con que, por ejemplo, en una farmacia la persona presente su tarjeta de cliente (tarjeta de fidelidad o de puntos, según los países) para que comience el proceso.

Una tercera parte, que nada tiene que ver con la farmacia o con la red social, un recolector de datos, lo suma al historial de compras que obtiene de ese comercio. Las diferentes marcas que venden productos en esa farmacia le pagan al recolector de datos por la información; “con el uso de herramientas de Facebook, la información de mi tarjeta de cliente —correo electrónico, número teléfonico, etc.— se asocia a mi cuenta en Facebook“, ilustró la periodista de WSJ.

Y listo: en su muro aparecen publicidades de otros productos de esa marca, que tienen afinidad con el que ella compró.

asd-facebook-mark-zuckerberg-noticia
No es cierto que las empresas de Mark Zuckerberg espíen a sus usuarios por los micrófonos de sus teléfonos. En realidad, apela a otros recursos para informarse sobre lo necesario para la publicidad.

“Facebook trabaja directamente con seis brokers de datos”, dijo, para inquietud de los usuarios. Pero todos permiten que los individuos manifiesten que no desean que se compartan sus datos personales. En todo caso, siempre queda un recurso más radical, pero más simple: “O bien no use tarjetas de cliente o regístrelas con un e-mail o un número que no use”, aconsejó entre su plan de medidas para reducir al menos un poco el acoso publicitario en la red social más famosa.

El historial de compras es una herramienta que suele combinarse con otra más rica todavía: el seguimiento del paradero del usuario. “¿Se detuvo en un comercio? “Un aviso le recordará que regrese! ¿Está cerca de una de sus sucursales? ¡Tome este cupón!”, citó como ejemplo Stern.

wsj-asd-facebook
(Captura video WSJ)

En el teléfono, siempre pegado al usuario, las apps de Facebook, Instagram y otras “recolectan tus paraderos utilizando varios métodos: direcciones IP, redes wi-fi a tu alrededor y, con toda probabilidad, tu permiso directo para que utilicen la ubicación de tu teléfono”.

Por último, cuando alguien busca en su navegador información, la compañía de Zuckerberg recurre a un plug-in, Pixel, instalado en cientos de miles de páginas web y apps “para que los anunciantes y Facebook puedan rastrear tu actividad en internet”. Esa búsqueda —sobre, para seguir con el ejemplo de la farmacia, un analgésico—, sumada a todas las demás cosas que Facebook sabe del usuario —además de las citadas, también si alguna vez se ha referido al dolor de cabeza, por caso— le permiten afinar las publicidades que aparecen, tras la búsqueda, como magia, en el muro.

¿Cómo hacer para que Facebook no te espíe?

WSJ propone pasos prácticos (muy claramente señalados en el video) que se dividen en dos partes:

1) Cambiar la configuración de la cuenta de Facebook. (iPhone)
Configuración para que Facebook no espíe tu ubicación

asd-facebook-configuracion-iphone-anuncios
Configuración para que Facebook no espíe tu ubicación

Ir a la Configuración de Facebook, luego a Configuración de Cuenta, luego a Publicidad. Allí hay que desconectar la opción de la “Publicidad basada en intereses“. Hay otras opciones que también se pueden desconectar. También conviene borrar todos los intereses personales del usuario que Facebook haya guardado hasta ese momento.

A continuación se vuelve a Configuración de Facebook, luego a Configuración de Cuenta, luego a Ubicación, luego a Localización, y allí se inhabilita el rastreo de la locación y, de paso, se borra la historia (y se la deja inhabilitada también).

2) Cambia la configuración de tu sistema operativo (iPhone)

En iPhone se comienza por ir a Configuración, luego a Privacidad, allí a Publicidad. En ese lugar está la opción de Limitar seguimiento, que hay que activar.

facebook-asd-espia
(Captura video WSJ)

1) Cambiar la configuración de la cuenta de Facebook (Android)

asd-configuracion-android-facebook
Facebook solo se accede al micrófono o ubicación cuando el usuario le otorga permiso a la app. Si activas la ubicación, te espiará

Abre la aplicación Ajustes de Android, luego debes pulsar la opción Aplicaciones. Click Facebook, click en Accesos y apaga Ubicación, ahora debe estar desactivado para que Facebook no te espíe en tu dispositivo Android.

2) Cómo desactivar los anuncios personalizados en las apps (Android)

asd-google-configurcion-facebook
Google permite a los usuarios que no quieran ver anuncios personalizados desactivar esta personalización para cargar anuncios de interés general

Se debe abrir el menú de Ajustes y buscar la opción Google. Luego, el apartado Anuncios, posteriormente para desactivar la personalización de los anuncios, y la opción de Cancelar personalización de anuncios.

Y para aquellos que, a pesar de todos estos argumentos, siguen preocupados por el micrófono del teléfono, también se puede apagar.

asd-microfono-facebook-configuracion
Facebook realmente te está espiando, pero no a través del micrófono de tu teléfono

En iPhone, el proceso comienza en Configuración y sigue en Privacidad, Micrófono, Facebook: allí se inhabilita. En Android, desde Configuración se elige Aplicaciones, Facebook, Permisos e Inhabilitar el micrófono.

asd-espia-facebook-wsj
¿Por qué sentimos que Facebook está escuchando a través del micrófono? (Captura video WSJ)

Fuente: Infobae/WSJ